Pelayo Roza: “No descartaría entrar en el equipo Absoluto y luchar por Tokio 2020”

Pelayo Roza: “No descartaría entrar en el equipo Absoluto y luchar por Tokio 2020”

El kayakista asturiano (Gijón, 1996) cambia esta temporada Sevilla por Asturias dentro del equipo nacional de piragüismo de aguas tranquilas. Medalla de oro en K-4 1.000 metros en el Campeonato del Mundo Junior en Szeged (Hungría) en 2014, tendrá como seleccionador a Miguel García, el entrenador que ha conseguido llevar a Saúl Craviotto y Cristian Toro al oro olímpico en K-2 200 metros en Río de Janeiro. En esta temporada, su hermano Pablo debutará en el equipo nacional junior, categoría donde consiguió sus mayores éxitos internacionales.

pelayo-roza-campeonato-españa
El piragüista asturiano Pelayo Roza, durante el Campeonato de España de Invierno con su club. Foto: Jesús García.

Pregunta. Esta temporada vuelve a Asturias para formar parte del equipo nacional. ¿Cómo lo afronta?

Respuesta. Esta temporada va a ser diferente porque ahora paso a formar parte del equipo Senior. Entreno con el equipo de Miguel García y rodeado de deportistas olímpicos. Será una gran experiencia para mí,  y un lujo aprender de ellos. Intentaré luchar para conseguir mis objetivos.

P. Este 2016 ha quedado en 4º posición en la final del K-1 500 metros en el Campeonato de Europa Absoluto de Moscú (Rusia), ¿se esperaba lograr la medalla en esta cita?

R. La verdad es que mi temporada estuvo enfocada al 1.000 metros, aunque también me manejaba en 500 metros. Pero, al no ser modalidad olímpica, no nos centramos en la preparación del 500 metros. Llegué al Campeonato de Europa para ver cómo me podía manejar en esa distancia, y el resultado fue inesperado, con unas sensaciones muy buenas al acabar.

P. Tras dos años en Sevilla con el equipo nacional Sub-23, ¿le sirve la experiencia de haber estado fuera de Asturias para progresar en los entrenamientos?

R. Por supuesto. En Sevilla empecé muy cómodo en los dos años, tanto en la ciudad como con mis compañeros y entrenador. La experiencia fue muy buena y ha sumado para seguir consiguiendo más nivel en la categoría Sub-23 y subir un poco el nivel de categoría en el equipo Absoluto.

P. ¿Se nota mucho la diferencia en el entrenamiento durante la pretemporada?

R. Si que es más diferente porque estás con gente que ha participado en unos Juegos Olímpicos y tienen un nivel altísimo. Aunque la mayoría de los compañeros son los mismos que estuvieron en Sevilla hay alguna diferencia.

P. Esta temporada entra a formar parte del equipo nacional de 200 metros, entrenado por Miguel García, ¿es un orgullo como piragüista poder formar parte de su equipo y entrenar junto a kayakistas olímpicos como Saúl Craviotto o Cristian Toro?

R. Por supuesto, es un orgullo pertenecer a este equipo de entrenamiento, porque desde pequeño admiro a Saúl Craviotto por su forma de ser dentro y fuera de la piragua, y sus resultados. Un deportista que ya tiene cuatro medallas olímpicas, que es difícil dentro de este deporte. También con Cristian Toro, al que ya coincidí aquí en Asturias, pero aún así le tengo mucho respeto como deportista con la medalla de oro que consiguió en el K-2 200 metros en Río de Janeiro. Miguel, como entrenador, es uno de los mejores técnicos que puede haber a nivel nacional.

P. ¿En su regreso a Asturias intentaría luchar también por competir a nivel internacional en otras modalidades?, como el Maratón en el que ya compitió hace dos años en el Mundial Sub-23 de Oklahoma.

R. De momento me centro en la pista olímpica, porque es lo que me gusta desde que me dedico a este deporte, y aunque los niveles son mucho más competitivos y vería muy complicado combinarlo con otra modalidad, mi objetivo es preparar las distancias olímpicas porque es lo que más me entusiasma y me hace ir a entrenar cada día con mucha motivación.

Pelayo Roza

P. En el grupo de entrenamiento de esta temporada se han unido otros kayakistas que han reforzado este equipo procedente de la concentración en Sevilla, como Javier Cabañín, Juan González o Albert Martí. ¿Va a haber mucha rivalidad para disputarse las plazas internacionales?

R. Siempre hay mucha rivalidad y cada año el nivel es más alto, porque cada vez van saliendo palistas de categorías inferiores que son muy competitivos. El año pasado el nivel fue muy alto y la clasificación para los internacionales fue muy difícil, y este año será más complicado, porque después de los JJ.OO. todo el mundo se preparará para conseguir la clasificación para las competiciones internacionales.

P. Con Río 2016 ya finalizado, toca mirar a la próxima cita olímpica de Tokio en 2020, en la que habrá cambios en las distancias que serán olímpicas, ¿es tu objetivo llegar a esa cita olímpica?

R. Mi objetivo, a largo plazo, si sería estar en Tokio 2020, aunque soy muy joven y tengo que ir temporada tras temporada aprendiendo. Me tengo que centrar actualmente en la categoría Sub-23, que es lo que me va a hacer la transición entre la categoría Junior y Absoluto. No descartaría entrar en el equipo Absoluto y poder luchar por ir a la cita olímpica de 2020.

P. Esta temporada su hermano Pablo se estrenará dentro del equipo nacional en la categoría Junior, ¿es difícil entrar en el equipo nacional Junior y adaptarse a esa categoría?

R. La verdad es que está muy cómodo con sus compañeros. Para competir le queda todavía un poco pero está cogiendo ritmos de competición muy altos, se encuentra muy bien en el equipo. Yo estoy junto a él para ayudarle, ya que convivo diariamente con mi hermano. Para mí, es un orgullo y un privilegio poder compartir estos momentos en el equipo nacional con una persona importante como él.

P. ¿Qué objetivos se marca con su club, Sociedad Deportiva Cultural Ribadesella, a nivel nacional?

R. A nivel de clubes, el pasado año logré ser campeón de España con en K-4 con mis compañeros. Me gustaría poder repetir el triunfo porque en nuestro club hay palistas de mucha calidad técnica como para poder lograr una medalla en cualquier barco de equipo.

P. Desde los 13 años que empezó en este deporte, más tarde que muchos palistas (que suelen empezar con 8 o 9 años), ha llegado a ganar medallas en el equipo Junior como la de oro en K-4 1.000 metros en 2014, y en el equipo Sub-23 ha rozado el podio. ¿Esperaba llegar tan lejos en este deporte y competir internacionalmente en cualquiera de las modalidades de piragüismo?

R. Cuando comencé, mi intención era divertirme y mantenerme en forma. En cuanto fui logrando resultados a nivel nacional, comencé a darme cuenta de que, con trabajo y con esfuerzo, podía estar arriba. No me esperaba al principio competir a nivel internacional porque mi objetivo era disfrutar del deporte, de mi pueblo.

Jesús García León.

Redactor en Olympo Deportivo. Especializado en Remo y Piragüismo.

Leave A Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

olympodeportivo

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies