La Copa de España vuelve a brillar en Ciudad Real

La Copa de España vuelve a brillar en Ciudad Real

A estas alturas, a nadie la cabe duda de que el fútbol sala es un deporte diferente, con una magia propia difícil de superar por otras disciplinas. Este fin de semana lo hemos podido comprobar, una vez más, en Ciudad Real.

El Quijote Arena ha sido testigo de una de las competiciones más especiales: la Copa de España. Desde el pasado jueves hasta la noche del domingo, el balón no paró de rodar sobre la llamativa pista azul. Cuatro días en los que el fútbol sala ha sido protagonista, y en los que los ocho equipos participantes han hecho las delicias de todos aquellos que han estado pendientes a este singular torneo.

Inter revalida el título

Como ya sucediera en la pasada edición, Movistar Inter, el claro favorito, ha vuelto a conquistar la Copa de España, la décima en su historia. Casi nada.

Los de Jesús Velasco, a base de garra y poderío, han logrado llevarse el gato al agua en una Copa que quizás haya sido la más reñida de los últimos años. La final frente a ElPozo Murcia fue apoteósica, teniéndose que dirimir el campeón desde el punto de penalti, en una tanda que parecía no tener fin y en la que Jesús Herrero y Pola resolvieron para el cuadro interista.

Muy digno rival ElPozo, que compitió hasta el último esfuerzo, pero volvió a caer de nuevo, y ya van cinco ocasiones consecutivas, frente al mismo rival.

El Barça, la cruz

Muchas de las miradas estaban puestas en el FC Barcelona, puesto que, por lo vivido en la fase regular de liga, parecía ser la alternativa más clara a Movistar Inter. Sin embargo, los pupilos Andreu Plaza no fueron capaces de pasar de cuartos de final, y cayeron derrotados frente a un inmenso Magna Gurpea.

Magna Gurpea y Jaén, las sorpresas

Ciudad Real y Jaén, a priori parecen ser dos ciudades muy distintas, no obstante, cuando hablamos de fútbol sala la cosa cambia. El Jaén Paraíso Interior ya logró dar el campanazo sobre la pista del Quijote Arena en la Copa de España de 2015, y este año anduvo cerca.

Los jienenses se deshicieron en cuartos de final de un correoso Peñíscola RehabMedic que no dio su brazo a torcer y que vendió muy cara su derrota. Ya en semifinales, se toparon con Inter, y aunque cayeron derrotados, le hablaron de tú a tú al que, a la postre, sería el campeón.

Algo parecido ocurrió con Magna Gurpea. El cuadro navarro dio la campanada copera al deshacerse en cuartos de final del FC Barcelona Lassa desde los lanzamientos de seis metros. En semifinales esperaba un hueso duro como es ElPozo, con el que estuvieron muy cerca de forzar la prórroga, pero un error en el ataque de cinco para cuatro fue aprovechado por Cardinal para anotar sobre la bocina y tirar por tierra el sueño de los de Imanol Arregui.

Por último, no hay que olvidarse del buen hacer de Palma Futsal, el propio Peníscola y de Catgas Energía Santa Coloma, tres equipos que lo dieron todo sobre el parqué y que contribuyeron a hacer más grande todavía, si cabe, a este maravilloso deporte.

Carlos Garrido.

Redacción Olympo Deportivo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Instagram has returned invalid data.