El Barça de balonmano se adueña de Europa en Colonia

El Barça de balonmano se adueña de Europa en Colonia

El FC Barcelona de Balonmano se corona como el mejor club de Europa al sumar su novena EHF Velux Champions League.

No ha sido una Final Four fácil para los hombres de Xavi Pascual, después de ganar con dificultad en la semifinal frente al Kielce Polaco -y gracias al gran trabajo de Saric en la portería-. Un equipo polaco con Dujsebaev como entrenador que dio trabajo a la defensa blaugrana y que tuvo como protagonista a su portero, con intervenciones para el recuerdo.

El Veszprem Húngaro, por su parte, ganó al Kiel Alemán de Joan Cañellas en la semifinal, un conjunto con muchísimo potencial que en los últimos años se ha convertido en habitual de esta Final Four.

La final ‘Hispana’, por los españoles que había en la entidad húngara, ha sido de claro color blaugrana (28-23). El equipo culé no ha echado de menos la baja de Rutenka  ni la floja participación de su máximo goleador en la competición, Kiril Lazarov, en el partido.

El club catalán desarrolló una defensa magnifica en la primera mitad, llegando al descanso con una encarrilada diferencia de cuatro goles que nunca perdería (14-10). El alto nivel defensivo del Barça desgastó poco a poco el ataque del Spanish Veszprem, que fue notando el desgaste físico que conlleva este formato competitivo.

El equipo húngaro, dirigido por el español Ortega, solo tuvo como referente en ataque a Laszlo Nagy (exjugador blaugrana) que con su lanzamiento exterior percutía en la defensa y anotaba en la portería de Saric. La diferencia notable entre uno y otro era la continuidad del meta barcelonista durante todo el partido con un alto nivel de paradas, y los cambios constantes en el equipo húngaro. Ni Alilovic ni Mikler lograron parar un ataque bastante sólido con Karabatic y Sigurdson como máximos exponentes.

En el Barcelona premió las rotaciones que pudo efectuar Xavi Pascual a lo largo del partido pese a contar con las bajas de Rutenka, lesionado en las semis, Saubich y de Wael Jallouz. Ortega, por el contrario, tuvo problemas a raíz del cansancio y de la lesión del español Chema Rodríguez, que cortó la poca imaginación que quedaba en el conjunto húngaro.

El Barça, con esto, se ha erigido en digno campeón de la EHF Champions League 2014-2015, en una final a cuatro con la mayor representación española, con jugadores en todos los equipos participantes y dos equipos entrenados por españoles, sin incluir al Barcelona.

Máximo Gutiérrez.

Compartir:
Redacción Olympo Deportivo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Instagram has returned invalid data.