Copa Asiática 2015: Australia busca destronar a Japón

Copa Asiática 2015: Australia busca destronar a Japón

Este viernes arranca la XVI edición de la Copa de Asia de fútbol. En esta ocasión, Australia es la anfitriona de un torneo que nunca se había organizado fuera del continente asiático. Así pues, es la primera vez en la historia que Oceanía acoge un torneo balompédico de gran calibre.

Copa Asiática 2015
Japón le ganó a Australia en la última final. | Foto: FIFA

Qué mejor ocasión para los australianos que esta, en su afán de lograr su primera Copa Asiática y destronar a Japón en la final que todos esperan que se repita. Los nipones se impusieron por la mínima en Catar y se colocaron en lo más alto del palmarés de este torneo, con 4 ediciones conquistadas.

Además, el combinado ganador obtendrá como premio una plaza en la Copa Confederaciones que se disputará dentro de dos años en Rusia.

El Mundial como baremo

Con mucho camino aún por recorrer, el fútbol asiático intenta cada año reducir la distancia que le separa de otros continentes, y atraer cada vez más al espectador foráneo.

Estando aún muy lejos del interés que despierta a nivel internacional la Copa de África o la Copa de América, el torneo asiático-oceánico consigue sus adeptos gracias al gran escaparate que la Copa del Mundo supone para sus participantes.

Ante el generalizado desconocimiento de sus selecciones, el gran público tomará como referencia el citado evento para medir la evolución de selecciones como Irán, que dejó un buen sabor de boca, o Corea del Sur, que justamente reflejó lo contrario.

Cinco serán las sedes de este torneo en el que participan 16 equipos repartidos en cuatro grupos. Brisbane, Newcastle, Sidney, Camberra y Melbourne, todas ellas ubicadas al este del país.

La gran final será en el Olímpico de Sidney, ante la atenta mirada de más de 83.000 personas, en el mejor de los casos. Dicha final tendrá lugar el 31 de enero.

Los grupos

El telón se abre con el Australia-Kuwait, único partido que se disputa este 9 de enero y en el que el combinado anfitrión es claro favorito al triunfo en un grupo en el que solo Corea del Sur, en su intento de mejorar su imagen, podría hacerle sombra.

En el grupo B, Uzbekistán, semifinalista en la última edición,  y Arabia Saudí, segunda en el palmarés, son las selecciones favoritas para pasar a cuartos. Los primeros llegan con grandes expectativas y con la obligación de igualar, como mínimo, el cuarto puesto de la última edición. Por su parte, China -tercera en discordia- esperará algún tropiezo para colarse en la siguiente ronda.

En el grupo C es Irán la selección a la que todos apuntan como candidata a pasar de ronda e, incluso, llegar a las semifinales. Su buena imagen en el citado Mundial de Brasil es su gran aval. Por detrás, máxima igualdad entre Baréin, Emiratos Árabes y Catar. Ninguna está llamada a llegar más lejos de cuartos.

Por último, en el grupo D es Japón, la gran favorita, la que acaparará todos los focos y la que, a buen seguro, arrasará en esta fase. Ante la debilidad de Jordania y Palestina, es Irak la mejor postulada a acompañarle en la próxima ronda.

Así pues, todo listo para que el balón comience a rodar por primera vez en tierras oceánicas en este torneo. Mientras el fútbol de élite gira en torno a las grandes ligas europeas, un público cada vez más mayoritario tendrá en Australia un aliciente más para engancharse al balompié.

Compartir:
Redacción Olympo Deportivo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Instagram has returned invalid data.